Traduzca el blog a 33 idiomas / It translates blog to 33 languages


| | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | |

lunes, junio 07, 2010

Los Dongria Kondh de la India: ¿puede una mina ser más importante que un pueblo? _ Tomado de la página web de SURVIVAL



Hay parábolas que surgen de la vida misma. No se necesita inventar nada para descubrir realidades silenciosas o anónimas detrás de esa mágica propiedad que tienen los grandes medios de comunicación para falsear u ocultar ...

Vivimos convencidos de que lo "publicado" es la único real. Y eso es propiamente vivir en un mundo de ficción. La información es selectiva, por la imposibilidad material de contarlo todo, pero especialmente por un criterio de selección interesado.

Lo que se pública, cómo se hace, los términos que se utiliza, las dimensiones que se le dedica, lo que se elige contar …en fin, la realidad cuando pasa por el filtro de la información masiva es reinventada.

Por ello, sin temor de equivocarnos podemos decir que la información es un medio de fijar en el público la imagen que se requiere para conseguir aceptación o rechazo de acuerdo a lo que sea conveniente para los intereses más poderosos de una sociedad o del mundo.

Y, por ejemplo, lo que se afirma que constituye progreso o “atraso” se aplica con una contundencia que no admite replica. Lo que favorece a los grandes negocios es válido, no importa a costa de quién o de quienes. El negocio es la medida suprema.

Y por eso, hoy que el desastre ecologico petrolero nos muestra en forma abrumadora el "otro” rostro del capital, vale la pena empezar a cambiar los parámetros de lo que entendemos por verdadero bienestar y progreso humano y lo que es simplemente un negocio frío y cruel.

Se habla del progreso y crecimiento de la India, pero lo que veremos y leeremos del antiguo pueblo Dongria Kondh, nos ayudará a despertar a la otra verdad. (Jesús Hubert)


La historia de una Montaña Sagrada_Parte 1




La historia de una Montaña Sagrada_Parte 2





Los Dongria Kondh

Empresa minera británica amenaza su montaña sagrada

Vedanta Resources, una empresa británica, pretende abrir una mina de bauxita a cielo abierto en la montaña Niyamgiri, India.

La mina destruirá los bosques de los que dependen los dongria kondh y destrozará las vidas de otros miles de indígenas kondh que viven en la zona.

El Tribunal Supremo de la India ha dado luz verde a la mina, pero los pueblos kondh están decididos a evitar la destrucción de su lugar más sagrado.

Ser un dongria kondh es vivir en las colinas de Niyamgiri (en el estado indio de Orissa), ya que no viven en ningún otro lugar. Pero Vedanta Resources está decidida a minar su montaña sagrada rica en bauxita (mineral del aluminio).

Los dongria cultivan las laderas de las colinas, plantan sus cosechas en el bosque y recolectan frutas y hojas para vender.

Son unas 8000 personas que viven en comunidades esparcidas por las colinas de Niyamgiri.

Se llaman a sí mismos “jharnia”, que significa “protector de los arroyos”, porque protegen sus montañas sagradas y los ríos dadores de vida que surgen en sus densos bosques.

Para los dongria, la colina de Niyam Dongar es el hogar de su dios Niyam Raja. Para Vedanta, es un depósito de bauxita de más de mil millones de dólares.

La mina a cielo abierto de Vedanta destruiría los bosques, alteraría los ríos y auguraría el final de los dongria kondh como pueblo diferenciado.

Los dongria y sus vecinos –los pueblos indígenas kondh, que también veneran a Niyam Raja– están determinados a proteger su montaña sagrada.

Han bloqueado las carreteras, formado una cadena humana y organizado numerosas manifestaciones contra la empresa.

Prendieron fuego a un jeep de Vedanta que había entrado en la meseta sagrada.
Esperanza para Niyamgiri

En el 2009, el ministro indio de Medioambiente y Bosques declaró: “Aún hay esperanza para Niyamgiri”; su ministerio está actualmente analizando el proyecto.

En el año 2010, la Iglesia de Inglaterra retiró sus inversiones de Vedanta declarando que la empresa no había mostrado “el nivel de respeto a los derechos humanos y las comunidades locales que nosotros esperamos”.

El Gobierno noruego y la empresa de inversiones Martin Currie también han vendido sus acciones en Vedanta Resources preocupados por los derechos humanos

Está creciendo la presión internacional para salvar a los dongria kondh.

El Tribunal Supremo de la India aprobó recientemente el proyecto y la minería podría comenzar en cuestión de meses.

Los dongria permanecen unidos en su determinación de impedir que Vedanta convierta su montaña sagrada en un vertedero industrial.

Una de las condiciones del Tribunal es que parte de los beneficios de la mina se destinen al “desarrollo de los pueblos indígenas”.

Pero ningún programa de “desarrollo” ni de “compensación” podrá subsanar los problemas que causaría la explotación minera de Niyamgiri: la destrucción de un entorno y una cultura únicos.

Los dongria han acusado a Vedanta de “intentar comprarnos con dinero”, y han dejado claro que “la minería sólo produce beneficios para los ricos. Nos convertiremos en mendigos si la empresa destruye nuestra montaña y nuestra selva para hacer dinero. No queremos la mina ni ninguna ayuda de la empresa”.

Vedanta fue fundada por el multimillonario Anil Agarwal , que posee más de la mitad de las acciones de la empresa

Sitiados

Vedanta está a la espera de que finalicen los trámites administrativos antes de poder comenzar los trabajos en la mina. Mientras, los dongria están sitiados en sus colinas.

Los habitantes no-indígenas, que no cultivan la tierra sino que dependen de un salario para sobrevivir, han bloqueado los caminos que llevan a las colinas de Niyamgiri.

Hombres jóvenes, a veces armados con hachas, impiden que entre nadie de fuera –ni siquiera los periodistas– a visitar las comunidades dongria kondh.

La razón es simple: no quieren que el mundo escuche la voz de los dongria.
Vedanta construyó una refinería de bauxita cerca de la montaña de los dongria antes de obtener la autorización legal para la mina, pero necesitan la bauxita de Niyamgiri para que la refinería sea rentable.

La refinería destruyó campos y bosques. Más de un centenar de familias perdió sus hogares, incluidas familias Majhi Kondh que también veneran a Niyamgiri y que están tan decididas como los dongria a defender la montaña.

Polvo y enfermedad

Un fango rojizo, una especie de barro tóxico, es el principal desecho de la refinería. Se seca con el sol y se convierte en un polvo fino que según los habitantes de la zona sepulta y asfixia sus cultivos.

Los inspectores del Gobierno encargados de la contaminación lo han descrito como “contaminación del fondo acuático” provocado por una filtración ”alarmante” y “continuada” de fango rojizo.

Los habitantes de la zona ha informado también sobre la formación de úlceras en sus cuerpos después de lavarse en ríos cercanos a la refinería. Varias reses han muerto después de beber de la misma agua.

Pérdida de tierras y modos de vida

La comunidad de Kinari fue completamente destruida para dar paso a la refinería. Más de un centenar de familias fueron trasladadas a un reasentamiento conocido localmente como la “colonia de rehabilitación”.

Es un recinto amurallado compuesto de casas de hormigón de dos habitaciones y rodeado de alambre con púas. Los habitantes no tienen tierras de cultivo y, aunque algunos trabajan para Vedanta, la mayoría sobrevive a base de limosnas.
Una mujer kondh que vive en esta colonia dijo a Survival: “Todo cuanto puedo hacer durante el día es sentarme sobre el hormigón. Sólo estamos aquí sentados y nos dan arroz. ¿Qué clase de vida es ésta?”

En octubre de 2008 se encontró a Dino Majhi ahorcado dentro de su casa de la colonia. Había sido degollado. Era muy conocido a nivel local por ser un activista contra Vedanta. La policía local detuvo a un sospechoso y declaró finalmente que el ataque fue debido a discrepancias personales. Pero muchos piensan que el asesino de Dino tenía motivos políticos.

Carreteras y resistencia

Vedanta está construyendo carreteras que conecten la refinería con la cima de la montaña de los dongria. Ya tienen una carretera de acceso a la cima, que han ensanchado varios metros sin autorización y que provocó la tala de cientos de árboles.

Se adentrarán en las colinas cubiertas de bosques y franquearán la entrada de los madereros ilegales a algunas de las áreas más inaccesibles de Niyamgiri. Los expertos medioambientales del Tribunal Supremo de la India mostraron con claridad su opinión al respecto: “El uso del bosque en… las Colinas de Niyamgiri no debería permitirse”.

Niyamgiri es sagrada para todos los kondh de la zona, no sólo para los dongria. Muchos ya han perdido su tierra y su modo de vida con la refinería de Vedanta y están decididos a no perder también su montaña.

Las comunidades kondh locales se han unido para bloquear carreteras y organizar protestas. Su lucha continúa. sagrado.

La mina los convertirá en “mendigos”

El Tribunal Supremo de la India aprobó recientemente el proyecto, y la mina podría comenzar en cuestión de meses.

Los dongria permanecen unidos en su determinación de impedir que Vedanta convierta su montaña sagrada en un vertedero industrial.

Una de las condiciones del Tribunal Supremo es que parte de los beneficios de la mina se destinen al “desarrollo de los pueblos indígenas”.

Pero ningún programa de “desarrollo” ni de “compensación” podrá subsanar los problemas que causaría la explotación minera de Niyamgiri: la destrucción de un entorno y una cultura únicos.

Los dongria han acusado a Vedanta de “intentar comprarnos con dinero”, y han dejado claro que:

“La minería sólo produce beneficios para los ricos. Nos convertiremos en mendigos si la empresa destruye nuestra montaña y nuestra selva para hacer dinero. No queremos la mina ni ninguna ayuda de la empresa”.

Vedanta fue fundada por el multimillonario Anil Agarwal, quien posee más de la mitad de las acciones de la empresa.

Tomado de la página web de SURVIVAL: http://www.survival.es

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Espero tu amable comentario