Traduzca el blog a 33 idiomas / It translates blog to 33 languages


| | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | |

jueves, marzo 07, 2013

Fidel elegido diputado hace balance de la Revolucion Cubana



Intervención del líder histórico de la Revolución Cubana,
Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz, durante la Sesión de Constitución de la VIII Legislatura de la Asamblea Nacional del Poder Popular.
(Febrero de 2013)


“…el que no ama a su hermano a quien ha visto, no puede amar a Dios a quien no ha visto.” 
                                                                                                                                 Juan 4:20

Actuar con dignidad, ganarse el respeto. No hay nada más grande, en lo individual y en lo colectivo. Una pequeña isla a pocos kilómetros del imperio más poderoso de la historia y aun con una base militar invasora en su propia tierra, lo ha logrado. Cuba es el fruto del liderazgo de Fidel Castro y de la semilla solidaria que los revolucionarios cubanos han sabido sembrar en la conciencia de su pueblo.

Fidel lo dice en este mensaje de balance y de victoria: Casi un millón de cubanos han dedicado horas, días, meses y años al servicio solidario en diferentes partes del mundo. ¿Qué pueblo del mundo puede exhibir ese elevado orgullo? Dar de su humanidad a la humanidad, en una suerte de regreso colectivo a la UNIDAD. Regreso a la UNIDAD a través del servicio y la solidaridad.

Escuchemos al líder que ha sobrevivido a más de setecientos atentados contra su vida. ¿Quién lo protege? ¿Solo los mecanismos de seguridad? Busque usted la respuesta. (Jesús Hubert)







Queridos compañeros:

Agradezco profundamente el noble gesto del pueblo al elegirme como diputado a la Asamblea Nacional del Poder Popular de Cuba.

No será mucho el tiempo que ocupe en la intervención de hoy, ni tampoco el espacio de este honroso escaño como diputado, y no por falta de voluntad, sino por imperativo de la naturaleza.

Jamás pensé que mi existencia se prolongara tanto, y que el enemigo fuera suficientemente torpe en su odioso oficio de eliminar adversarios decididos a luchar.

En esa desigual lucha, nuestro pueblo demostró su asombrosa capacidad de resistir y de vencer. ¡Sí, porque cada año de resistencia entre 1959 y 2013 fue una victoria que nuestro pequeño país tiene derecho a proclamar!

No luchamos por gloria ni honores; luchamos por ideas que consideramos justas, a las que, como herederos de una larga lista de ejemplos, millones de cubanos han consagrado su juventud y su vida. Una cifra lo expresa todo: a ochocientas mil personas se eleva el número de los cubanos que han cumplido abnegadas misiones internacionalistas. Si al triunfo de la Revolución en el año 1959 no llegábamos a 7 millones de habitantes, se puede medir el significado de tales esfuerzos.

Para seguir leyendo, favor de presionar: Más información